COMO LIMPIAR LAS JOYAS

foto_post 1limpieza gamuzaPara mantener nuestras joyas en perfecto estado debemos efectuar una limpieza periódica para que luzcan como el primer día.

Lo primero a tener en cuenta es, donde guardamos nuestras joyas. Lo ideal es guardarlas siempre en su estuche original ya sea una cajita o una bolsa de tela, así evitaremos que estén en contacto con el aire y la humedad.

Para limpiar nuestras joyas hay que tener en cuenta si son de oro o de plata ya que el tratamiento es distinto.

 

LIMPIEZA DE JOYAS DE PLATA:

Como norma general las joyas de plata (a no ser que vayan rodiadas) tienden a oscurecerse sobre todo cuando estamos mucho tiempo sin usarlas y no se guardan correctamente.

  • Un buen truco y muy antiguo es limpiar nuestras joyas de plata con bicarbonato seco en un pañito de algodón, al frotar las joyas recuperan su brillo, aunque este proceso hay que hacerlo con cuidado para que no se rayen. Este método no es muy aconsejable en las joyas de plata chapada ya que al frotar corremos el riesgo de que el chapado se nos vaya.
  • En el mercado existen limpiadores de plata que van desde líquidos especiales, pastillas efervescentes o gamuzas limpia plata.

Lo ideal para el cuidado de nuestras joyas es llevarlas a sitios especializados que tienen otros sistemas más avanzados como los ultrasonidos.

 

LIMPIEZA DE JOYAS DE ORO:

Respecto al oro, aunque no cambia de color al ensuciarse, si tiende a verse como apagado, con menos brillo, por las huellas, el sudor, etc….

Al igual que con la plata, lo ideal es siempre limpiarlos en sitios especializados, pero existen medios caseros muy efectivos.

  • Agua, jabón y un cepillo de dientes; un método antiguo pero eficaz. Bañamos nuestras joyas en agua tibia con jabón y pasado un rato las limpiamos con un cepillo de dientes, aclaramos con agua limpia y secamos bien.
  • Agua y amoniaco; el amoniaco por ser un producto abrasivo hay que usarlo con moderación y solo en aquellas joyas que necesiten una limpieza profunda. Ponemos agua caliente y amoniaco durante unos minutos para desprender la suciedad, después aclaramos con abundante agua y secamos bien.

Debemos evitar aquellas joyas que lleven piedras como las perlas para evitar que sufran daño.

 

Esperamos que estos consejos os ayuden a mantener vuestras joyas impecables.

Share on Google+Tweet about this on TwitterShare on Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>